sábado, 7 de enero de 2017

Hungría - El Salvador, la mayor goleada de los Mundiales

El Mundial de España de 1982 sigue manteniendo vivo su recuerdo con el paso de los años. Muchos son los motivos para que esta Copa del Mundo perdure en la memoria colectiva:
  • No solo porque la imagen de Naranjito se haya vuelto más popular que cuando se concibió.
  • O por la cantidad de estrellas que se reunieron en el torneo -Maradona (Argentina), Zico (Brasil), Platini (Francia), Boniek (Polonia), Karl-Heinz Rummenigge (Alemania Federal), Rossi (Italia), Kevin Keegan (Inglaterra), Blokhin (U.R.S.S.)...- 

Blokhin, Blochin, URSS, U.R.S.S., USSR, Soviet Union, Unión Soviética
  • O porque algunos de los partidos disputados han entrado de lleno en la lista de mejores encuentros de la historia de los Mundiales -como el Brasil - Italia disputado en Sarriá o el R.F.A. - Francia del Pizjuán...-
  • Por la pantomima vivida en El Molinón con el polémico Alemania Federal - Austria, donde ninguna de las dos selecciones quiso ganar y terminaron obligando a la FIFA posteriormente a unificar horarios para evitar otro bochornoso espectáculo similar.
  • O por los récords conseguidos en el campeonato, algunos muy difíciles de igualar: como el del jugador más joven en debutar, el norirlandés Norman Whiteside, o el de la mayor goleada registrada en un Mundial, en el Hungría ante El Salvador, en la cual participó uno de los mejores futbolistas de la historia, pero no como ejecutor sino como paciente sufridor, Jorge Alberto González Barillas. 'magico' González.
Naranjito, España 1982, España 82, Mundial España, Spain World Cup,

La guerra no evita la machada de El Salvador
La Guerra Civil vivida en El Salvador durante más de una década, 1980-92, entre las tropas gubernamentales y el denominado FLMN, hicieron resquebrajar al pequeño país centroamericano, el cual se encontraba inmerso en una crisis social debido a las grandes diferencias económicas entre las clases altas y las más desfavorecidas.

A pesar de este panorama, los azul y blanco se clasificaban para el Mundial de España al alcanzar el segundo puesto del hexagonal de la CONCACAF, obteniendo así el billete para el Mundial contra todo pronóstico, dado que el México comandado por Hugo Sánchez era el gran favorito, rival al que precisamente vencieron en casa por 1-0, por primera vez en toda su historia, en uno de los partidos claves de esta ronda final y con gran tensión en el terreno de juego por unas declaraciones previas en la que los aztecas habían declarado que "en Centroamérica se jugaba con pelota cuadrada".

El primer puesto del hexagonal se lo adjudicaba Honduras, país con el que precisamente los salvadoreños habían mantenido años antes un conflicto armado con el fútbol como trasfondo.

Este triunfo, y la clasificación para España, se tradujo en breve proceso de paz y alegría, con el fútbol como único argumento conciliador.

El Salvador, 1982, España, Mundial, Copa del Mundo,

El grupo C del Mundial de 1982
El grupo C de la Copa del Mundo de España en 1982 estaba compuesto por Argentina, favorita absoluta para ser líder, acompañado de tres selecciones -Bélgica, Hungría y El Salvador- que partían con posibilidades desiguales, superiores en el caso de los belgas por ser los vigentes subcampeones de Europa e inferiores en El Salvador, no por el plantel, sino por la guerra que dejaban atrás en su país y las dificultades económicas para costear la estancia de la selección en España, evidenciadas en la escasez de materia deportivo, las deudas de la federación con los jugadores y el maratoniano viaje en avión hasta Madrid con innumerables escalas.

Una de las características de esta Copa del Mundo, además del extraño formato con otra liguilla de cuatro selecciones en la segunda fase, eran las sedes dobles, ciudades cercanas que albergaban los partidos del grupo, siendo Alicante y Elche las elegidas para este grupo C, a excepción del encuentro entre Argentina contra Bélgica, celebrado en el Camp Nou de Barcelona por ser el partido inaugural de este campeonato mundial que arrancó el 13 de junio de 1982.

Dos días después, el 15 de junio, y perteneciente a esta primera jornada, se celebraba en Elche el partido entre Hungría contra El Salvador. Un encuentro a priori menos atractivo que otros y que a la postre ha pasado a ser una cita histórica por la cantidad de goles anotados, una cifra que difícilmente será superada en otras ediciones.

El Hungría - El Salvador de Elche de 1982: La mayor goleada de la historia de los Mundiales
El denominado por entonces como Nuevo Estadio de Elche, y actualmente conocido como Martínez Valero, acogía este choque entre una selección que ya no tenía el glamour de antaño, Hungría, la cual distaba mucho de los éxitos de aquella exitosa generación de los 50 con Puskás a la cabeza, y otra selección que vivía su segunda gran experiencia internacional, con el mérito de haber alcanzado la clasificación ante tanta adversidades, pero con el lastre de no haber tenido ni la preparación más adecuada ni los mejores medios a su alcance, tampoco ayudados por el comité organizador -como el extraño lugar que tuvieron de concentración-, a la vez que un 'jet lag' arrastrado desde el principio.

Con todos estos ingredientes en contra, sumados a la ausencia de suerte, El Salvador afrontó esta exagerada goleada, que forzó a los operarios del estadio ilicitano a que se las ingeniaran para que cupieran los dos dígitos.

Hungría, El Salvador, 10-1, Mundiales, Copa del Mundo, Elche,
Foto perteneciente a la colección de Raúl Díez, en la Memoria Digital de Elche

Las dianas de los húngaros estuvieron muy repartidas: Tibor Nyilasi (2), Gábor Pölöskei, László Fazekas (2), József Tóth, László Kiss (3), Lázár Szentes. Fue en la segunda parte donde los centroeuropeos cimentaron la goleada, después de que la primera mitad acabara con 3-0 y varias ocasiones para El Salvador, quienes fueron castigados por su valentía en el ataque y por consecuencia defender con pocos efectivos a causa de los tempraneros goles encajados.

Kiss fue uno de los grandes triunfadores de esta cita donde todo le salió de cara al conjunto magiar. El jugador del Vasas anotó un 'hat-trick' en solo 7 minutos, habiendo salido desde el banquillo.

Hungría, pese a este 10-1 no pasó de ronda y quedó eliminada del Mundial de España. En cambio, El Salvador, la gran derrotada de este encuentro, firmó un hito histórico que todavía es recordado en el país centroamericano, ya que el fútbol era el único elemento unificador de una nación descosida.


El único gol de El Salvador
Luis Baltazar Ramírez Zapata, apodado 'Pelé', fue el autor para los salvadoreños el único gol del partido, que significaba el 5-1 parcial, culminando una jugada que había nacido de las botas de 'Mágico' González, uno de los jugadores más extraordinarios de todos los tiempos y que, curiosamente, destacaría posteriormente en el fútbol español, especialmente en las filas del Cádiz.

Aquel gol, celebrado durante el encuentro con mucho júbilo por ser el estreno anotador en la historia de El Salvador en un Mundial, ejerció de preámbulo a dos meritorios encuentros: ante Bélgica, vigente subcampeona de Europa, cayendo solo por 1-0, y frente a Argentina, campeona por entonces del Mundo y con Maradona como gran reclamo deportivo, saldado con 2-0 en contra.

Pese a la humillante derrota ante Hungría, la mayor goleada en una Copa del Mundo, El Salvador terminó dando la cara en España, mostrando su orgullo y haciendo que por momentos se uniera una nación que seguía en guerra y que perdería casi 90.000 hombres en este conflicto armado que duró más de una década.

Pero a su regreso a casa todo eran reprimendas, el colista de España 1982 tuvo un atroz recibimiento por su hinchada, incluyendo agresiones -en especial el cancerbero Luis Guevara Mora, el más joven en debutar en una Copa del Mundo-, también quejas de los propios clubes locales, rechazando algunos como castigo a los integrantes del combinado nacional, el cual mostró su orgullo en un momento tan difícil y terminó haciendo historia en un partido ya de por sí histórico y demasiado cruel, acorde a los días que se vivieron en el pequeño país centroamericano.

jueves, 8 de diciembre de 2016

Moonspell ofrece a Madrid el lado más oscuro de la luna

El grupo gótico portugués Moonspell regresaba a Madrid con motivo del multitudinario tour 'Road To Extinction', el cual vivía una segunda parte tras haber sido presentado el disco durante 2015, con gira incluida por España durante aquella primavera.

La enésima vuelta de tuerca al inclasificable estilo musical de Moonspell había supuesto que el décimo trabajo, 'Extinct', estuviera marcado por un techno muy oscuro, en un extraño cruce entre Depeche Mode y Type O Negative, al cual le combinaba muy bien el metal sinfónico. Un trabajo de gran aceptación tanto por crítica como por público, acostumbrado a los inesperados cambios de registro de los lisboetas, quienes al igual que Paradise Lost, su creatividad nunca deja de sorprender.

Moonspell, Madrid, Extinction, Changó

Der Weg Einer Freiheit y Moonspell en la Sala Changó, 7 de diciembre de 2016
Antes de que saltaran los lusos al escenario de la coqueta y reducida sala chamberilera, la atención se centró sobre un trío de complicado nombre y potente ejecución: Der Weg Einer Freiheit, procedentes de Baviera, los cuales realizaron un curso acelerado de black metal con el menor número de instrumentos posibles. Pese a ello, sonaron con una contundencia descomunal, demostrando que hay futuro en esta joven formación germana.


Después de la habitual espera entre grupo y grupo, llegó la entrada de Moonspell a la Sala Changó, bajo la melodía de Perverse... Almost Religious, el tema que abría el disco 'Irreligious'. Precisamente, los dos cortes siguientes elegidos por el quinteto luso fueron Opium y Awake, también perteneciente al mismo álbum. El cantante Fernando Ribeiro aprovechó para anunciar la sorpresa de la noche, que no era otra que homenajear precisamente a ese disco, 'Irreligious', que cumplía dos décadas, en una noche en la que desgranaría todos los temas del segundo trabajo de su carrera.



El Ojo de Horus no dejó de observar la hora siguiente, cayendo uno tras otro los éxitos del citado disco de 1995, el que terminó por abrir las puertas de Moonspell al mundo entero, tras haberse entreabierto con 'Wolfheart' (1994).


Hablando de abrir puertas y golpearlas, Ribeiro no pudo resistirse a interpretar, de forma teatral, Vampiria para después atacar con Alma Mater, el primer tema internacional de Moonspell, el que ha servido de denominación de origen del grupo, donde fluyen las notas del teclado entre la guitarra y el bajo, mientras Ribeiro alterna una voz gutural con otra más melódica.

Moonspell, Madrid, Extinction, Changó, Fernando Ribeiro, Aires Pereira,

Tras una breve pausa, Moonspell regresó para tocar, ahora sí, tres de los nuevos cortes del último disco, 'Extinct', la dulce Domina, uno que va camino de convertirse en un nuevo himno, Breathe (Until We Are No More), y otro menos imaginado, The Future Is Dark. con un baño de discurso previo de realidad política. Ambos sirvieron de antesala para el lógico cierre, el que lleva produciéndose desde hace mucho tiempo: Full Moon Madness, tan embriagador como siempre, tan mágico como ver asomar la luna llena entre las nubes.

Moonspell, Madrid, Extinction, Changó, Fernando Ribeiro, Aires Pereira,

Las bandas musicales son como las personas: estrechan lazos con ciertas ciudades que al principio son ajenas y luego acaban convirtiéndose en un segundo hogar. El idilio de Moonspell con Madrid viene ya de lejos, agigantándose cada ocasión que los lusos visitan a sus vecinos españoles, presos de este magnetismo que ejerce tanto la luna como el sonido de Moonspell.

domingo, 6 de noviembre de 2016

Tarja Turunen: Los ángeles vienen de Finlandia

Pocas voces femeninas en la historia del rock han llegado a la perfección que siempre ha desprendido Tarja Turunen al cantar. Estuvo durante casi una década tras el micrófono de Nightwish, haciendo del grupo finlandés uno de los grandes referentes del metal sinfónico en el planeta.

Los registros vocales como soprano siempre han situado a la nacida en Karelia en un espacio entre la música clásica, permitiéndose hacer un álbum solo con versiones del Ave Maria de distintos compositores, hasta el metal sinfónico, practicado con Nightwish, moviéndose en ambos campos con idéntica soltura y buscando el equilibrio entre dos estilos tan aparentemente dispares.

Tarja Turunen, Madrid, Tarja,
Tarja Turunen, durante su actuación en la Joy Eslava de Madrid
Justo en el momento en el que la formación estaba alcanzando su cénit musical y comercial, tras la publicación del aclamado disco 'Once' (2004), llegó la expulsión de Tarja por grandes diferencias personales entre ellas y el resto de la banda, argumentos recogidos en una carta que servía de epitafio a una aparente bonita relación que tenía demasiadas espinas en su interior y en la que se señalaba, además del ego de Tarja como causante, también como culpable a Marcelo Cabuli, pareja de Tarja, quien contraatacó acusando a otro de los fundadores del grupo, Tuomas Holopainen, de tomar tal decisión por una cuestión de celos con la propia cantante.

Nightwish, logo, t-shirt, Finland, Suomi,

Este culebrón nórdico provocó el inicio de la carrera en solitario de Tarja y la búsqueda en Nightwish de una sustituta que luego a la postre volvería a ser revelada cinco años después. 

Tarja Turunen en la Sala Joy Eslava de Madrid, el 5 de noviembre de 2016 

La Sala Joy Eslava de Madrid era el recinto elegido para que Tarja presentara su nuevo disco, cerca del Teatro Real, un lugar muy acorde para esta reina a la que han abarrotado la corona y que ahora se pasea por recintos más coquetos, dejándose abrigar por el calor del público, su público de siempre, el cual no le ha dejado de lado y echa de menos.

Un grupo tan apropiado como los italianos Sinheresy, quienes comenzaron haciendo versiones de Nightwish en sus comienzos, fueron los encargados de hacer tiempo para Tarja. El juego de voces masculino y femenino de los transalpinos junto a la propuesta cercana al heavy metal y metal sinfónico convenció al abarrotado teatro, donde ya no cabía un alfiler, expectantes ante el regreso de su sirena escandinava.

Hubo que esperar más de media hora para que la intensidad de las luces anunciara la llegada de los músicos que acompañan a Tarja en esta nueva aventura en solitario. Un quinteto que fue desfilando para dejar los últimos aplausos para ella, el primero de los muchos que se llevaría.

Tarja Turunen, Tarja, Nightwish, Madrid, Joy Eslava,

Y es que la abarrotada Joy Eslava estaba entregada casi desde el inicio, ensimismada ante la eterna sonrisa de Tarja, quien intentaba hablar en castellano entre tema y tema, mientras desgranaba el último trabajo 'The Shadow Self', donde se alternan canciones más melódicas con otras con más ritmo, evidenciando que Tarja se mueve igual de bien con cualquier tipo de música mientras encuentra su rumbo musical, algo más esclarecido tras escuchar este álbum.

Si la letra de Eagle Eye pudo ser considerada la primera referencia velada a su etapa de Nightwish, de un modo metafórico. El recuerdo a su paso por el grupo finés fue completo cuando arrancó un 'medley' compuesto por varios cortes, desde el archiconocido Ever Dream siguiendo con The Riddler y finalizando con Slaying The Dreamer.


Tarja no quiso abusar del recurso fácil de cualquier excantante de reinterpretar todos los éxitos del pasado, sino que fue fiel a sí misma y siguió repasando su carrera en solitario, que sin ser tan brillante como cuando era parte de Nightwish termina siendo resultón, máxime si ofrece sus mejores éxitos en acústico, en una versión más íntima, donde Until Silence, The Reign y I Walk Alone sonaron majestuosas, acompañada de un cello y una guitarra española.

Tarja, Joy Eslava, Madrid,

La comunión entre la audiencia y Tarja era perfecta y completa, casi de sumisión, perdonando que incluso partes del show estuvieran grabados, disculpando que su español no haya mejorado con los años y queriendo olvidar que no hubiera tocado ningún tema más de Nightwish, que ya habría elevado a antológico el nivel del espectáculo ofrecido.

Love To Hate y Too Many, cuya influencia del Ghost Love Score en el coro resulta innegable, subieron la intensidad del último tramo antes del consabido descanso, el cual cedió paso a los tres últimos cortes de la noche: Innocence, Die Alive y Until My Last Breathe, donde la complaciente Tarja hacía honor al título del tema, dando hasta la última gota, hasta su último aliento entre brincos y palmas.


Con ello se cerraba el repertorio, reviviendo los viejos tiempos y el sabor de la victoria, provocando que Tarja no dejara de dar las gracias, de emocionarse, la que fue tachada como fría y diva por sus excompañeros de Nightwish se mostraba cercana y sincera, quitando la razón a sus detractores y asintiendo a sus seguidores, pletóricos ante el regreso de su reina.

El cielo debe ser un sitio tranquilo donde Tarja Turunen canta en todos los rincones y esta noche la Sala Joy Eslava ha descubierto que los ángeles vienen de Finlandia.

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...